Crisis de lactancia

Crisis de lactancia

¿Conoces las crisis de lactancia? También se llaman «brotes de crecimiento» y ojalá yo lo hubiese sabido cuando daba el pecho a mis hijas. Bueno, ojalá lo hubiera sabido yo, o mi pediatra…

Me pasó con mis hijas C1 y C2, con 18 meses de diferencia. Aproximadamente a las 8 semanas de vida, sentía que mis hijas se quedaban con hambre, no había forma de separarlas del pecho, estaban inquietas… y me agobié mucho. Recuerdo que fui al pediatra y me dijo «no tienes leche, empieza con el biberón». Yo no tenía ni idea de lactancia y las personas que tenía a mi alrededor tampoco, además ¡me lo decía el pediatra! así que sin dudarlo empecé con los biberones y este fue el fin de la lactancia.

Todo habría cambiado si yo hubiera sabido que existían las Crisis de Lactancia. Te voy a contar en qué consisten para que no caigas en el mismo error que yo.

Notarás que tu bebé tiene un cambio de comportamiento, demanda el pecho con mucha más frecuencia y parece que se queda con hambre. Esto es algo que puede pasar pero ¿cómo sé si es un brote de crecimiento? Por suerte, casi todos los bebés los tienen en edades similares con lo que aquí tenemos una pista.

¿En que momento puede pasar? Aproximadamente cuando el peque tiene entre 17 y 20 días, a las 6 – 7 semanas y a los 3, 12 y 24 meses.

¿Y por qué? porque la producción de leche es a demanda. La naturaleza es sabia y nuestro bebé va a «dar un estirón», con lo que necesitará ingerir más cantidad de leche y a más estimulación / demanda del pecho, mayor producción por parte de la madre.

¿Qué hago? tener paciencia, las crisis pueden durar varios días, y ofrecerle el pecho a tu bebé cada vez que lo pida. Puede que esté mamando, regurgite y vuelva a pedir lactar. No te preocupes, es normal.

Mi consejo es que te relajes, que disfrutes de ese momento y pidas ayuda para que otra persona se encargue de todo lo demás. Porque Criar Acompañada es más fácil.

Responder

Su dirección de correo electrónico no será publicada.