Vuestras dudas y vuestras ganas de llevar a cabo una crianza consciente, me animaron a dar forma a Criar Acompañada.

Soy mujer madre y sé cómo te sientes, porque yo también fui madre primeriza y no entendía por qué me sentía tan perdida y sola. En mi entorno no había bebés, mi familia no me podía/sabia echar una mano, y quedar con mis amigas llevando una peque no era el mejor plan, ni para mi hija, ni para mí, ni para mis amigas. Tras nueve meses de no saber ni a quien preguntar por un pediatra de confianza, empecé a ir a un grupo de música y movimiento con bebés. Esto fue el inicio de una crianza acompañada. Había encontrado un grupo de mujeres que tenían las mismas preocupaciones que yo. Podía compartir con ellas las alegrías y los temores y lo que era mejor ¡¡me entendían!!
Aquí mi vida cambió y empezó a despertar algo en mí que a día de hoy tiene nombre “Criar Acompañada”.

.